logo-moraig-blanco

Chaleco flotador bebé ¿Cuál es el mejor?

16 de mayo de 2023

El post de hoy va dedicado al producto del verano. El chaleco flotador para bebés.

En Moraig the Store llevamos unos 5 años estudiando y probando un sin fin de marcas, nacionales y extranjeras de sistemas de seguridad infantil en el agua y sin duda los chalecos de Mundo Petit además de ser nacionales, son de los pocos que cumplen la normativa vigente.

A todo esto cabe recalcar que los chalecos de flotación para bebés NO son salvavidas. Son elementos de ayuda a la flotabilidad. ¿Y eso que quiere decir? Fácil:

Lo primero es que para que el chaleco flote deben coincidir varios factores importantes:

  1. Que elijas bien la talla para tu peque. El chaleco es como un zapato… no lo compres para que le dure como hacían nuestras madres (al. menos la mía) con los zapatos cuando éramos niños… porque al final no hace su efecto y entorpece. El chaleco debe quedar justo, no muy grande. Para elegir bien la talla guíate del contorno de pecho (todo el alrededor del pecho pasando por debajo de las axilas) y elige la talla que por centímetros esté dentro del baremo. Ten en cuenta que si tu peque tiene un poco de barriga puede que le apriete de la barriga.
  2. Es imprescindible que tu peque sea capaz de mover las piernas y los brazos hasta encontrar el equilibrio y flotar. Si no los mueve lo que pasará es que hará de boya. ¡Pero no te asustes!, todos los peques aprenden… es cuestión de animarle y estimularle para que en tus brazos y poco a poco vaya cogiendo confianza. Hay peques que aprenden en horas y hay quienes necesitan días.

Una vez tu peque haya dominado el chaleco ¡no querrá salir del agua!, te lo prometemos.

¿Porqué es el elemento más seguro para aprender a flotar?

El Ministerio de Sanidad español en su página web cita: ¨Si no sabe nadar o no nada bien ponle un chaleco salvavidas/de flotación para bañarse o practicar un deporte acuático. Los flotadores hinchables no son recomendables.¨ (https://estilosdevidasaludable.sanidad.gob.es/seguridad/ahogamiento/ninnos/home.htm).

Los flotadores hinchables pueden pincharse fácilmente y crean sensación de falsa seguridad, por eso no son nada recomendables si tu peque no sabe nadar o flotar. Los manguitos por ejemplo en un salto al agua pueden salirse fácilmente o pincharse.

Profesionales como la pediatra Lucía Galán, más conocida en redes como Lucía mi pediatra tambien recomienda el uso de chalecos de flotación. En un post de su blog cita: ¨Los flotadores más seguros son los chalecos. Evitad los flotadores redondos que usábamos cuando éramos niños, los manguitos o las burbujas de espalda¨. (https://www.luciamipediatra.com/los-ahogamientos-solo-fue-segundo/)

¿Porque recomendamos los chalecos de flotación de Mundo Petit?

Primero porque son los únicos de fabricación española que cumplen la normativa vigente en cuento a dispositivos de ayuda a la flotabilidad. Segundo, porque sus diseños son preciosos, tienen tallas desde los 10 kilos hasta los 33 y los materiales con los que están hechos son suaves y cuidan la piel de los peques. Además tienen protección solar y cuentan con 24 elementos flotantes en su interior que podemos ir quitando para una graduación progresiva de la flotabilidad.

Además este año han incorporado una numeración en el interior para que sepamos por donde comenzar a quitar flotadores a medida que nuestro peque va adquiriendo soltura en el agua.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

siete + diecisiete =